ECTODERMO

La capa germinativa externa se denomina ectodermo.
La corteza cerebral es la parte más joven del cerebro y controla todas las funciones avanzadas.

CAPA GERMINATIVA EXTERNA

La corteza cerebral es la parte más joven del cerebro y es la más diferenciada de todas. Todos los comportamientos para las funciones sociales avanzadas como la manada, el nido o la familia están programadas en esta parte del cerebro. Con la Nueva Medicina Germánica podremos entender mejor estas relaciones.

Órganos controlados por el ECTODERMO

Sensibilidad consistente con el "patrón de la garganta" durante el desarrollo de un SBS

  • plexo sensitivo del periostio (el cual previamente contenía epitelio escamoso)

Mucosa (epitelio escamoso) de: 

  • lengua
  • paladar
  • ductos de las glándulas salivales
  • ⅔ superiores del esófago
  • curvatura menor del estómago
  • píloro
  • bulbo duodenal
  • ductos biliares
  • ductos pancreáticos
  • ductos faríngeos descendentes
  • arterias coronarias
  • venas coronarias
  • arco aórtico
  • arteria carótida
  • ductos faríngeos
  • ductos tiroideos
  • piso de la boca
  • labios
  • esmalte dentario
  • células alfa y beta del páncreas
  • senos paranasales

Sensibilidad consistente con el "patrón de piel externa" durante el desarrollo de un SBS

Mucosa (epitelio escamoso) de: 

    • epidermis y la parte trasera de la piel superior con pigmentación
    • ductos mamarios
    • nariz
    • bronquios
    • laringe
    • cuello uterino
    • portio vaginal
    • vesículas seminales
    • pelvis renal
    • uretra
    • recto
    • vagina
    • retina
    • cuerpo vitreo (parcialmente ectodérmico)
 
 
 
 
 
 

Es remarcable que el ectodermo responde a un SBS con 2 patrones diferentes, en cuanto a su comportamiento en relación con un SBS. El tejido ectodérmico puede responder con un patrón caracterizado por presentar úlceras y otro sin úlceras. Los SBS controlados por el cerebro pueden ser subdivididos en las siguientes categorías:

  1. SBS con pérdida celular a través de la ulceración del epitelio escamoso durante la fase de conflicto activo; en la fase PCL se restaura el área ulcerada y se forma una cicatriz restitutiva.
  2. SBS que presentan cambios funcionales con significado (mejora o pérdida de la función) durante la fase de CA (por ejemplo: parálisis motora o diabetes); en la fase post conflictolisis se restaura parcial o totalmente la función del órgano. 

Comportamiento de la corteza cerebral frente a un SBS

Control desde el cerebro hasta el órgano sin cruzamiento, la lateralidad es importante.

Foco de Hamer (FH) en corteza cerebral.

1. Conflictos de territorio

2. Conflictos de separación

Fase de conflicto activo (fase CA): Úlceras epiteliales (pérdida de tejido).
Fase post conflictólisis (fase PCL): Reparación y restauración con úlceras.
Microbios: micobacterias, hongos y TB. Proliferación con el DHS, actividad durante la fase PCL (descomposición).
Significado biológico: en la fase de conflicto activo.
 

3. SBS con cambios funcionales

Fase post conflictólisis (fase PCL): Desorden funcional.
Microbios: Renormalización de la función.
Significado biológico: en la fase de conflicto activo.
 

ECTODERMO

Características generales, comportamiento de la capa germinativa externa frente a un SBS, comportamiento de las denominadas «enfermedades» relacionadas con el ectodermo.

Lateralidad biológica

La sexualidad, como la distinción entre macho y hembra (ambos cortical y homonalmente/ovarios y testículos) juegan un papel significante en la corteza cerebral. Por lo tanto, estamos lidiando con un sistema excepcional que, sin embargo, sigue reglas estrictas en relación con los SBS concernientes a conflictos corticales de territorio. Estas reglas especiales aplican a los «SBSs de glucosa», SBS de miedo frontal y de impotencia. 

Al Dr. Hamer le tomó muchos años de investigación ser capaz de descubrir esas correlaciones, particularmente la relación entre los zurdos y los diestros. Aunque las áreas de conflictos corticales de territorio son parte de la corteza sensorial, los SBSs descriptos están todos vinculados al estatus hormonal individual. Con el cambio de estatus hormonal, el conflicto puede «saltar» al otro hemisferio cerebral. Por esto, la locación del impacto es determinada por la lateralidad biológica del individuo y el estatus hormonal actual más que por la madre/hijo o relación de pareja, como es el caso de los otros SBSs de la corteza sensorial. 

Por ejemplo: si una mujer zurda experimenta un conflicto de identidad, el conflicto impacta en el lado derecho de la corteza cerebral (temporal). A nivel orgánico, ella desarrolla úlceras en estómago o ductos biliares. Si ella sufre un nuevo conflicto de identidad, ella no será capaz de responder con el mismo hemisferio cerebral y consecuentemente el segundo conflicto de identidad impacta en el lado izquierdo (temporal). A nivel del órgano, ella desarrolla úlceras de recto, que se convierten en hemorroides durante la fase PCL. Mientras los dos conflictos estén activos (corticalmente a derecha e izquierda), la persona esta en una «constelación esquizofrénica». La pregunta sobre como es experimentado exactamente el conflicto (ya sea de modo masculino o femenino) y como el conflicto impacta en el cerebro, no sólo está determinado por el estatus hormonal (post-menopausia, embarazo, con píldoras hormonales, necrosis ovárica, etc.), sino que también por la lateralidad biológica. Igualmente, cuando las condiciones (estatus hormonal, constelaciones presentes) cambian, el contenido del conflicto puede perder su significado o «saltar» al relé opuesto en el otro hemisferio cerebral, por ejemplo: una úlcera rectal se convierte en una úlcera estomacal y también en el otro sentido.

SECCIÓN SALIENTE DEL TRACTO GASTROINTESTINAL CON LA MITAD IZQUIERDA DE LA GARGANTA

Primero, es importante conocer la naturaleza de los mecanismos arcaicos de conflicto según nuestra evolución.: durante el llamado “período de la garganta”, la forma arcaica de anillo de nuestros antecesores evolutivos se rompió justo debajo de la garganta. 
 
Por lo tanto, la totalidad de la garganta previa se convirtió en nuestra boca y faringe. Esta ruptura ocurrió al tiempo que el epitelio escamoso, inervado por la corteza cerebral, ya había migrado unos 12 cm (para un adulto crecido) a través de la garganta dentro de la sección saliente del tracto gastrointestinal. Es por este motivo que hoy en día seguimos encontrando mucosa con epitelio escamoso 12 cm por encima del recto. En el cerebro, el control para las mucosas escamosas del recto, vagina, cuello uterino, vejiga, incluyendo los uréteres y la mucosa de la pelvis renal (llamado epitelio de transición), están ordenadamente acomodados cerca de los relés cerebrales de los descendientes del arco faríngeo de la garganta primitiva (ver grupo rojo, llamados nervios craneales). 
 
Hoy día, la boca aún contiene nervios bilaterales pares del tallo encefálico, con los nervios a la derecha para la entrada de alimentos, y los nervios de la izquierda para la eliminación de las heces. En aquellos tiempos debería ser un asunto muy complejo.
 
Un recordatorio de esa inervación dispuesta para el excremento es el reflejo del vómito. Por lo tanto, debemos reflexionar en qué forma figurativa podemos encontrar estos antiguos y arcaicos reflejos en nuestra vida diaria. Un bocado puede no ser un bocado, pero puede ser una casa, un trabajo, una herencia, una carrera de caballos o algo así.
 

SECCIÓN SALIENTE DEL TRACTO GASTROINTESTINAL CON LA MITAD IZQUIERDA DE LA GARGANTA

Nosotros también tenemos que reflejar cómo experimentamos estos conflictos arcaicos (viejos) en la actualidad. En nuestra vida diaria, un bocado puede no ser un bocado de comida, puede ser por ejemplo una casa, el lugar de trabajo, una buena carrera de caballos, o algo así. Hoy, nuestra faringe/garganta (toda la garganta previa) es la sección entrante del tracto digestivo. En el cerebro, sin embargo, la vieja inervación de la parte izquierda de la garganta continúa siendo inervada por la parte izquierda del tallo cerebral. 
 

Ruptura de la garganta original

 Cuando ocurrió la ruptura, justo a la derecha de la garganta, el epitelio escamoso ya había crecido desde el exterior hasta la faringe y la sección entrante y saliente del intestino. En la sección saliente creció 12 cm hacia arriba. La parte entrante del tracto intestinal incluye la boca, el esófago (⅔ superiores), la curvatura menor del estómago, el bulbo duodenal, el colédoco, los ductos biliares y los ductos del páncreas. Después de la ruptura de la garganta, el epitelio escamoso sensible, como así también toda la inervación motora del sistema urinario y ano-vaginal entero (recto, vagina y cuello uterino, vejiga con la uretra) debieron ser nuevamente “cableados” por la espinal dorsal. 
 
Es por esto que estas partes se paralizan con paraplejía. El diagrama muestra el “patrón de piel externa” y la mucosa que migró a la garganta. La sensibilidad durante un SBS de los bronquios, laringe, ductos mamarios, nariz, la mucosa ano-vaginal-vesical y la mucosa de la uretra se abrieron, la sensibilidad de la mucosa se re-conectó al patrón de sensibilidad de la piel externa. La sensibilidad de los ductos faríngeos y sus descendientes (vasos coronarios, arco aórtico, y arterias carótidas), sin embargo aún poseen correlato con la garganta (“período de la garganta”).

Existen dos tipos diferentes de sensibilidad del epitelio escamoso durante un SBS: Sensibilidad de la piel y la mucosa durante un SBS:

Esto significa que la sensibilidad de la mucosa durante un SBS relacionado con el «patrón de piel externa» se comporta de forma exactamente opuesta a la sensibilidad relacionada con el «patrón de garganta» aunque ambos hagan úlceras durante la fase de CA, las cuales son reparadas durante la fase PCL. 
Para el trabajo clínico con la Nueva Medicina Germánica es importante conocer estos dos patrones de sensibilidad y ser capaz de clasificarlos:
  1.  «patrón de la garganta»
  2.  «patrón de piel externa»
Esto es algo que cada paciente puede entender con facilidad y lo ayudará a relacionarse con el dolor; esto explica porque la bronquitis (patrón de piel externa) causa tos, porque el cáncer de cérvix cursa con dolor e hipoestesia durante la fase PCL, porque en las úlceras de recto hay adormecimiento durante la fase de CA, y porque la picazón y el dolor en los ductos mamarios sólo aparecen en la fase de sanación, etc. Para nuestros pacientes es esencial que sean capaces de concluir según las sensaciones (picazón, hiperestesia, adormecimiento, dolor) en que fase del SBS se encuentran.

SBS relacionados con el ECTODERMO

Capa germinativa interna. 
El tronco cerebral es la parte más antigua del cerebro pero no es el cerebro más antiguo.

Capa germinativa media.
Esta divido en el mesodermo viejo (cerebelo) y mesodermo nuevo (sustancia blanca).

Capa germinativa externa.
La corteza cerebral es la parte más joven del cerebro y controla todas las funciones avanzadas.

¿Interesado en la Nueva Medicina Germánica?

Estamos desarrollando cursos de capacitación para profesionales de la salud y cursos para personas sin conocimientos previos, porque podemos utilizar todos estos conocimientos con diversos fines, ya sea terapéuticos o bien preventivos. 
Sabiendo como funciona nuestro cuerpo, mente y espíritu podremos prevenir y tratar todas las llamadas «enfermedades» que son parte de un sistema biológico sensato, el cual sólo procura que seamos felices y saludables.