Las alergias: conceptos básicos, programas asociados, rieles o memorias sensoriales

Las alergias estacionales están relacionadas a ciertas épocas del año, especialmente la primavera y el otoño, sin embargo un cuadro alérgico puede aparecer en cualquier momento del año. Según la Nueva Medicina Germánica las alergias no son una enfermedad en sí mismas y se producen por la activación de rieles en relación con un conflicto determinado.

La medicina convencional considera a la alergia como una reacción exagerada, también llamada de hipersensibilidad, que activa el sistema inmunitario cuando se encuentra expuesto a determinadas sustancias extrañas al organismo. Siguiendo esta línea de pensamiento, se involucran diferentes partículas como responsables de la activación del sistema inmune.

Entre las sustancias más alergénicas encontramos el polen de las plantas, los pelos de los animales domésticos y los ácaros. Estas sustancias generarían la sobre-reacción del sistema inmune causando principalmente rinitis alérgica, asma bronquial o conjuntivitis.

Alergias según la medicina germánica: conflictos y programas biológicos

Los síntomas que caracterizan una alergia, como son la picazón de nariz con rinorrea (entendido comúnmente como rinitis), picazón en los ojos con el lagrimeo (denominado conjuntivitis) y el asma bronquial obedecen a la activación de programas específicos que se manifiestan en los diferentes órganos. 

Por lo tanto, si se presenta una rinitis debemos entender que se produjo la activación de un programa o SBS relacionado con la mucosa nasal debido a conflicto de “algo huele mal”.

La misma base se aplica para una conjuntivitis donde se activa un programa de la conjuntiva ocular debido a un conflicto de separación visual indeseada que refiere al hecho de haber perdido alguien de vista.

En el caso de los bronquios se afectan por un conflicto relacionado con amenaza en el territorio debido a que es un programa controlado por el ectodermo. 

alergias y rieles
Alergias según la nueva medicina germánica

Riel o memoria sensorial (rail en inglés): Alergias por activación de los rieles

Es importante tener en cuenta que según la Nueva Medicina Germánica cuando hablamos de alergias se hace referencia a la activación de rieles y no a la activación de un nuevo conflicto “puro”. Entonces, cuando un riel o pista se activa el paciente no experimenta un nuevo conflicto (o un conflicto en sí mismo), más bien evoca en su mente algo que estuvo presente en el momento del evento original. Se conoce como riel a todos los recuerdos sensoriales grabados en nuestro cerebro al momento de experimentar el DHS.

Por ejemplo: Una adolescente discute y se separa de su prometido algún día durante la primavera (hecho que suele suceder con bastante frecuencia) y posterior a este episodio padece una conjuntivitis. Esta conjuntivitis es el reflejo de la activación de un programa biológico propio de perder a alguien de vista y, como toda conjuntivitis, la resuelve en unos días. Sin embargo, al momento que el cerebro genera el programa biológico de separación también guarda todos los elementos que formaron parte de esa experiencia (entre ellos el polen de las plantas que había en el ambiente). Detengámonos un momento para resaltar que el cerebro de la chica almacenó TODOS los elementos presentes en el ambiente y esto obedece a un sentido biológico de nuestras épocas de animales salvajes.

Haciendo una analogía silvestre, con el fin de entender el funcionamiento de nuestros cerebros, pensemos por un momento que vamos caminando por el bosque, oliendo el aroma de un determinado grupo de árboles los cuales forman una densa vegetación. Nos vamos acercando a esos árboles y de repente sale rugiendo un gran oso, el cual despertó de la hibernación y está muy hambriento. Por suerte para nosotros y nuestro antepasado, logra huir y salir ileso de la situación. Ahora bien, ¿no es lógico pensar que nos resultaría muy útil recordar el olor de “esos” árboles y saber que es el lugar donde los osos acechan a quien pase desprevenido? Por supuesto que la siguiente vez que pasemos caminando y se huela “ese” aroma se activará una fuerte señal de alarma frente a un posible ataque real, lo cual tiene todo el sentido para la supervivencia.

NOTA: En la actualidad los conflictos pueden ser reales, sin embargo la mayoría de los programas que activamos se deben a conflictos imaginarios. 

Volviendo al ejemplo de la mujer que sufriera la separación, puede ocurrir que en caso de no haber resuelto el conflicto completamente e incluso resolviendo, es probable que las primaveras siguientes le evoquen (consciente o inconscientemente) el recuerdo del mal momento vivido, con la consecuente aparición de la sintomatología propia del programa original. A partir de ese momento, nuestra paciente es diagnosticada, según la medicina convencional con una “conjuntivitis alérgica debido al polen”; cuando en realidad experimenta un programa biológico re-activado de la conjuntiva por la separación previa.

Para comprender en profundidad las fases de las enfermedades y la activación de los rieles le sugerimos leer en atentamente y comprender la 2º ley biológica. 

Tratamiento/manejo de la alergia según la Nueva Medicina Germánica 

La forma definitiva de curar las alergias se basa en la identificación del conflicto inicial mediante una cuidadosa anamnesis, evocando el o los conflictos que desencadenaron el programa original. Una vez identificados los conflictos se debe hacer un estudio detallado para determinar la mayor cantidad de elementos que pudieran formar parte de la experiencia vivida en ese momento, porque estos elementos son lo que consideramos rieles.

Identificado el conflicto original y entendiendo y/o evitando los rieles podremos evitar la activación de programas biológicos y su sintomatología. 

NOTA: Si bien estas técnicas funcionan para reducir los síntomas provocados por los rieles activados en el cerebro nuevo, en el caso del cerebro arcaico es más complejo y en muchas ocasiones se deben tomar medidas más estrictas como pueden ser cambios de conductas, evitar situaciones o personas en forma permanente, etc. Esto se debe a cuestiones evolutivas donde la supervivencia (momento en el cual se desarrolló el cerebro antiguo) es fundamental para la continuación de la vida y la especie, lo cual genera mecanismos de conducta y alerta mucho más permanentes en comparación con los rieles originados por el cerebro nuevo.